Empecemos por el principio, realmente el principio: por la tapa que enmarca nuestro dossier: parte del proyecto Pantallas encontradas de la artista Irina Raffo. De él escribía Raffo en setiembre de 2017 que su centro eran las «superficies con vocación “de pantalla”, a las cuales […] se les había privado de su razón de existir» y el encuentro de «una serie de pantallas caídas, testimonios de superficies que supieron ser canales de representación, pero que en la fotografía, parecen hablar solo de una imposibilidad».

No podría ser más elocuente, en esta clave, la fotografía de la cubierta con su pantalla tímida, escondida atrás de una pared o una columna, en todo caso elemento macizo, contundente, más blanco que ella, pero con otra «vocación». Las pantallas —esta y cada una de las que introducen los artículos, dialogando de vez en vez con ellos— aparecen, afirma Raffo.

Privadas de su vocación, parecen no emitir nada; no esperan nada de sí mismas y se encuentran en un estado de extraña latencia. ¿Serán portadora de imágenes en algún momento o ya se han transformado en otra cosa?, ¿proyectaron imágenes antes de ser capturadas por la cámara fotográfica? Encontrar estas pantallas amputadas es un gesto de resistencia visual, se las busca no en su estado de productividad, sino en su estado espectral de no-acción, donde cualquier imagen es posible, donde la libertad de la representación se encuentra con la libertad de las formas.

Esas superficies representadas dejan, sin embargo, un resquicio. Su extraña latencia puede pensarse, así lo pensamos nosotras, como espacio simbólico a vivificar. Las letras de la tapa que anuncian al dossier sobre la original pantalla blanca podrían pensarse, en este sentido, como una intervención. Un llamado a la acción.

Nuestro programa se cruza con el de Raffo en lo que este deja abierto. Para nosotras, en cuanto al intercambio histórico del continente, a menudo desactivado, latente. Un espacio que el dossier quiso impulsar convocando a investigadores especializados en cine latinoamericano a poner el foco en el análisis de los vínculos y las colaboraciones institucionales, personales o productivas dadas entre los países del continente. En este sentido, como el de la artista, este quiere ser un proyecto resistente.

Proyectados sobre las pantallas de Raffo, este conjunto de artículos, estamos convencidas, contribuye a la consolidación de una línea que en el futuro no puede sino devenir un campo de estudios con contornos propios. Más allá de las singularidades, tensiones y derroteros particulares, al poner la mira en las dinámicas de intercambio, el dossier muestra que, además de mapear procesos (discursos, políticas culturales o acuerdos programáticos) es necesario recuperar instancias de socialización concretas (encuentros entre pares, viajes y visitas) capaces de darle materialidad a los lazos entre los países de la región. Base imprescindible de esta materialidad es el trabajo con fuentes primarias, documentos, entrevistas, que cada uno de los artículos del dossier, desde enfoques y con metodologías diferentes, revisa, analiza, activa.

Publicado: 2021-01-15

Irina Raffo / Federico Rubio

reseñas biográficas